Hoy

CUÁNTO CUESTA HACER “CASH BACK” Y RETIRAR HASTA $5.000 SIN USAR EL CAJERO

UN SISTEMA QUE COMENZÓ A POPULARIZARSE HACE DOS AÑOS PERO QUE GANÓ EN POPULARIDAD CON LOS ÚLTIMOS PAROS BANCARIOS.
La tecnología lo habilitaba desde que existen los cajeros automáticos, y en el país la iniciativa comenzó a darse a conocer fuertemente en 2016 pero, con los paros bancario de este año, se hizo más popular.

Se trata de la posibilidad de retirar dinero en efectivo vía tarjeta de crédito de distintos comercios, por lo general retailers minoristas de distintos tipos y hasta locales de comidas rápidas y cafeterías. Esto, además, tiene un beneficio adicional: combinar la típica actividad de las compras con el retiro de dinero, evitando también la posibilidad de pasearse entre los cajeros que indican que no tienen dinero.

El límite de retiro depende de la cuenta de cada uno pero, en estas épocas, es de $5.000, dependiendo de los ingresos y el banco del que se trate. Un poco para competir con los bancos, pero otro poco para complementarlos, las principales emisoras de tarjetas a escala nacional han agregado un sistema que, en última instancia, tiene que ver con aumentar el uso de sus plásticos.

Se trata de Extra Cash, de Visa (parte de Prisma, que por ahora es propiedad de 14 bancos nacionales, cuestión que conviene no perder de vista); Cash Back, de MasterCard; y Más Efectivo, de Cabal (del Banco Credicoop).

Si bien el sistema no tiene costos adicionales para los usuarios, hay que realizar una compra mínima que depende de cada comercio, suele ser de $ 10. Cada tarjeta puso a disposición una lista de todos los comercios donde puede retirarse el dinero (que, en el caso de Visa, son 530 en la Ciudad de Buenos Aires; en lo nacional, son 10.000 lugares de expendio): Cabal, MasterCard y Visa.

Los lugares más llamativos para retirar dinero son Café Martínez, McDonalds, Solo Deportes (el retailer de artículos deportivos, como su nombre lo indica) y Bodytime (una cadena de centros de estética).

¿Qué cambia para los comercios?
“Lo bueno es que, desde el punto de vista del cliente, en un supermercado grande es como si tuviera 20 cajeros en lugar de uno”, indica Juan Roza, gerente de Relaciones Institucionales de Prisma.

En MasterCard comentan que la operación se liquida a los comercios tras 48 horas hábiles de haberse efectuado la presentación. Y desde Prisma indican que, desde el punto de vista logístico, para los comercios es una operación de tarjeta más (con el agregado, claro, de tener que desprenderse de efectivo).

Desde Prisma (Visa) comentan que se hicieron acuerdos particulares con una serie de empresas como Coto, Farmacity, La Anónima, Garbarino, Café Martínez, YPF, entre muchos otros. Lo mismo corre para MasterCard y Cabal aunque con menos comercios: en general, para la primera, son supermercados Coto y la cadena Farmacity. Para los comercios, dicen desde la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), implica ofrecer un servicio adicional que no tienen todos los locales.

Infotechnology